banner chiocchetti
banner chiocchetti
Comuniquese con nuestra Redacción de Noticias por consultas o publicación de contenidos
10
Ago
2011
Carta de estudiante a políticos de Necochea

Hola, soy estudiante Necochense en La Plata y realice esta nota basada en los inconvenientes que tienen hoy en día los estudiantes radicados en la ciudad de La Plata, que nacimos en la ciudad de Necochea, y que no podemos ir a votar porque el pasaje en colectivo nos cuesta mucho dinero. Es una nota que no tiene un tinte político, y tampoco intención política de agredir y pegar; sino contar como es nuestra situación y que nos da vergüenza que ningún partido político o la intendencia nos pueda dar una mano para ir a votar, que en fin, a ellos les conviene. 

El voto de los universitarios no interesa al municipio ni a opositores.  En épocas donde los votos son codiciados por todos los partidos políticos y hacen falta en la mayoría de ellos, en la ciudad de Necochea el municipio y algunos opositores no facilitan la llegada de estudiantes a ejercer gratuitamente el derecho obligatorio.
Tanto la política en su conjunto como los partidos políticos que la integran necesitan de la práctica y de la elección de los jóvenes para ayudar a reflejar en la realidad, su decisión; la de una generación que de vistas a un renovado y nuevo futuro, que acentué la bases de la democracia. Si se impide que ellos voten no se renueva la política. Desde el 2006 los estudiantes universitarios de la Ciudad de La Plata y Buenos Aires se ven obligados a pagar con creces los pasajes de larga distancia hacia sus ciudades de origen. Al pasar los años, los servicios que brindan las empresas de transporte son de baja calidad y además sus precios han aumentado más del 100 %.  Un pasaje desde La Plata hacia Necochea en el 2006 costaba 35 pesos, en el corriente año es de 150 pesos, desde la capital costaba 60 pesos y en la actualidad 225 pesos. Si bien existe el descuento que se realiza a los  estudiantes universitarios que son regulares, esta reducción no es importante y el valor del pasaje solo se ve afectado en 25 pesos. Esto crea una situación de desventaja en los estudiantes que deben utilizar el servicio, que ya tienen gastos básicos en la ciudad y que no pueden afrontar un viaje a tal costo.  En resumidas cuentas tienen que abonar entre pasajes de ida y vuelta aproximadamente 300 o 500 pesos. Es por esto que de alguna u otra manera el voto juvenil es cada vez es más caro y se va reduciendo elección tras elección debido a la cantidad de estudiantes que realizan la denuncia en la comisaría más cercana de las ciudades universitarias, con el fin de no ir a votar para no gastar. El compromiso que deben asumir las autoridades municipales electas junto con políticas de estado profundas y perseverantes se reducen a que el derecho al voto bajo ninguna circunstancia se vea amenazado. Esto no ocurre en la ciudad de Necochea, donde la intendencia como las mayorías de los partidos políticos opositores no ayudan ni colaboran a facilitar el traslado de los estudiantes a la ciudad natal para que puedan votar sin afrontar gastos desmesurados. Demás esta decir que este problema se acentúa si tenemos en cuenta que el actual intendente va por la re-reelección y tendría que tener los fondos y las convicciones para defender los derechos de los estudiantes que luego serán futuros profesionales en su ciudad.   Los verdaderos incrementos en los pasajes de transporte privado a larga distancia hacen dificultoso que los estudiantes puedan ir a votar y el gobierno de turno parece una vez mas no importarle nada, como ya estamos acostumbrados.  Es entendible que los estados, gobiernos y municipios no deban pagar el traslado de los estudiantes y de ninguna otra persona que quiera ir a su ciudad, pero es atinado recordar que son gobierno o municipio gracias al voto popular, dentro del cual se encuentra el voto de los estudiantes.  Vale reflexionar profundamente sobre el deber del político electo, no es otro que elaborar y llevar a la práctica políticas que mejoren la equidad social y que se comprometan con las necesidades de la sociedad. Algunos llegan al poder sin entenderlo nunca, y otros lo entienden pero no lo hacen.  El compromiso moral y ético de los que los votamos siempre esta, es hora de que aparezca el de ellos, para eso los elegimos.

Juan Andres G.

  Canadian pharmacy | online pharmacy